Por Calamaro

Soldado argentino conocido por Dios

Portada

Ajeno al terror de una guerra, el pueblo siguió cantando y bailando canciones. A 37 años de una herida abierta.

Queridos argentinos y el resto del mundo.

En los próximos días recordamos nuestra historia olvidada, dos fechas que marcan, a sangre y fuego, la vida y la muerte de nuestro país.

Esa sombra es el destino que refluye. El 2A habría que derramar lágrimas por los héroes de las Malvinas. Deshonrados, olvidados, difamados, mutilados y suicidas.

Gracias por haber servido a la patria con honor. Honor merecen. Clase 62 y 63, y la clase 61 convocada o movilizada.

Y el Perú. Ajeno al terror de una guerra, el pueblo siguió cantando y bailando canciones. 

El 2A habría que derramar lágrimas por los héroes de las Malvinas. Deshonrados, olvidados, difamados, mutilados y suicidas.

 

Si las canciones hablaran, pedirían disculpas.  Ni gobierno alguno, ni población generacional, pidió perdón a nuestros héroes.

Son desaparecidos, y nuestra complicidad refluye desde 1982.  Les tocó en suerte una época extraña.

Si las canciones hablaran, pedirían disculpas.  Ni gobierno alguno, ni población generacional, pidió perdón a nuestros héroes.

Sintamos la gloria de ser Argentina, derramaron tu sangre por ella. Hasta la victoria o mierda.