Foto: Dibujo Abel
Por Tobares (Miga de Pan) - Foto: Dibujo Abel

Una cucaracha en mi oído

Cronicas

La travesía del cronista de la noche. En dos madrugadas distintas, despertó con una cucaracha en el oído. ¿Mensaje o ataque?

Cucaracha uno

 

La cucaracha tropezó y en mi oreja se quedó

la cucaracha se acovacha y teje mis memorias

y devora mis sueños, juega dentro de mi oreja.

Fueron como dos horas

fue horrible tener que levantarme, vestirme y salir con esa cucaracha, viva, dentro de mi oreja, de madrugada, subirme al colectivo hasta la guardia del Hospital de Clinicas hasta que de un jeringazo de agua me la sacaron nunca más me volvió a pasar, pero fue como una tortura esa cucaracha dentro de mi oreja.  

Ni en el Borda me pasaba.

¿Vino sola o la mandó el demonio?

 

Curacha dos

Eran como las 6 de la mañana y me despierto de golpe con un zumbido en la oreja. Otra vez se me metió la turra en el mismo oído. Me levanto con calentura, me vestí y partí hacia el hospital.

Viajé en el 39 que va para Palermo, no lo podía creer pero me la tuve que aguantar. No sé si es mala suerte o un lugarcito curioso de ellas.

Llego a la guardia, me dicen que suba al primer piso a otorrinolaringolagía, subo y habia mucha gente quejándose por que ya se habían terminado los turnos. ¿Todos tendrían cucarachas en sus oídos? 

De día quedaban turnos para la el mediodía, me quería morir: dije Dios por qué me hacés esto. Me acerco a la ventanilla y les digo hola buen dia mira tengo una cucaracha dentro de un oído, no la aguanto más, ni sé qué me dice, pero no para, y de la ventanilla me dicen, pasá, entrá y hablá con los médicos.

Sin pensarlo, me meto dentro del la sala y me siento a esperar. Estaba desesperado, imaginate tener un concierto dentro de mi oído no es para nada placentero. Se acerca una doctora y le cuento lo que me pasa y me guía hasta un lugar y me dice quedate tranquilo ya te vamos a atender, bueno le digo como buen samaritano al rato me llaman y les vuelvo a decir tengo un insecto vivo dentro de un oído y es la segunda vez que me pasa.

Llego a la guardia, me dicen que suba al primer piso a otorrinolaringolagía, subo y habia mucha gente quejándose por que ya se habían terminado los turnos. ¿Todos tendrían cucarachas en sus oídos? 

Bueno, me dicen, agarra una especie de lupa y me dan un papel y me llevan hacia otro lugar y me dicen espera acá que ya te van a atender. 

Quedo solo de vuelta con un papel en la mano, agarro lo miro y dice.figura rara dentro del oído derecho. 

Agarro, espero y se oye una voz diciendo adelante. No era la cuca.  Paso sin dudar, ingreso, me hacen sentar y me vacían una jeringa con agua tibia dos veces. Agarro y les digo ya está,  me contestan que sí, miro la bandeja y entre el agua estaba una cucaracha chiquitita.

Turras, malnacidas. Mirá todas las vueltas que hay que hacer por culpa de una figura rara en el oído.  

Foto: Dibujo Abel